lunes, 7 de mayo de 2007

PADRES, CUSTODIAS COMPARTIDAS Y NIÑOS. MEJOR DICHO: NIÑOS, PADRES Y CUSTODIAS COMPARTIDAS.

Ayer por la noche en el programa de la segunda cadena denominado “Enfoque” se abordó el tema de la custodia compartida. Las opiniones, obviamente, era reñidas entre los distintos invitados: un juez de un juzgado de familia de Sevilla, representantes de distintas asociaciones a favor y en contra de dicha medida y la participación de uno de nuestros brillantes colaboradores: Julio Bronchal.

Resultaba difícil sustraerse a la lógica de este último. Podría decirse que por afinidad ideológica o simple cercanía profesional debería simpatizar con él. Sin embargo, creo que no eran estas las razones. Definió con claridad lo que suponía ser progenitor de “primera clase” y de “segunda”. Asimismo hizo otras observaciones en la misma línea que defendemos en esta revista en contra de la “alineación parental”. Ese estado de “lavado de cerebro” que uno de los progenitores ejecuta sobre sus hijos para enfrentarlo al otro progenitor y, de paso, atraerle hacia sí.

Entre otras muchas inteligentes apreciaciones, Julio Bronchal afirmó que uno de los primeros avances en la legislación fue la de reconocer que el cuerpo y la vida de los hijos no pertenecían a sus padres. El segundo progreso fue darse cuenta que la “psique” de nuestros hijos tampoco es de nuestra propiedad como para manipularla en el sentido de la “alineación parental”.

Así es: los hijos son un tesoro y nosotros tan solo sus custodios. Y si es así, ¿por qué algunos progenitores se atreven a hablar en primera persona defendiendo más bien derechos propios que el bien del niño?, ¿puede ser que el “pack” del niño se añadan otras ventajas cuyos beneficios exceden el comentarlas en estas líneas?. Las épocas en que ciertos grupos sociales daban por sentado que por pertenecer a una raza, sexo u otra particularidad personal conllevaba un privilegio social han quedado atrás. Pero, parece, que algunos no acaban de enterarse.

Creo que ayer avanzamos otro poquito a favor de nuestros hijos para que estos disfruten de madre y padre de la manera más equalitaria posible.

José Miguel Gaona

Director “Educar Bien”

1 comentario:

Pepita dijo...

Estaba leyendo su articulo,y le digo que tengo un niño de 13 años con una deficiencia y despues de 12 años su padre se lo quiere llevar cuando de mutuo acuerdo y sin pasar por ningun juez asta ahora todo a ido muy bien es mas se lo llevaba cada semana por el bien del niño,con esto queria que el niño sufriera lo menos posible la separacion,y ahora el me hace esto sin consultar y menos mal que me di cuenta por que asta colegio tenia mirado para cambiarlo y sin preguntame nada que opinion te merece esto,a veces dicen que las mujeres somos malas, quien nos hace ser asi?
Me llamo Pepi,siempre e estado a favor que a los niños nunca se les debe inculcar nada malo de ningun padre pero cuando eres justa te lo pagan asi,pues ahora tengo que hablar con un abogado deprisa para arreglar lo que hace años tenia que haber echo muchas gracias por escucharme si te sirve de algo mi historia mi é-mail es lamoya @lleida.org por si quieres contestarme GRACIAS